Inicio,  Viajes

Sumérgete en el corazón de Escocia

Si estás pensando en hacer pronto una visita al hogar de William Wallace harías bien en leer el siguiente artículo, ya que lo que Escocia tiene para ofrecer es mucho y, además, muy variado.

Las Tierras Altas de Escocia. Marta Clemente

Glasgow

No es la capital de Escocia, pero Glasgow es la ciudad con mayor población y extensión del territorio escocés. Su atractivo no radica precisamente en su arquitectura y apariencia industrial, sino en su gente y la vida que respira.

Además, gracias a sus prestigiosas universidades, es la ciudad escocesa que cuenta con un mayor porcentaje de población estudiantil, por lo que podrás imaginar la amplia oferta de actividades para socializar que vas a encontrar.

No puedes visitar Escocia y no invertir tiempo en conocer su cultura y su gente. Te recomiendo aprovechar un día de turismo más relajado para tomarte unas pintas en alguno de sus pubes.

Y por la noche, no dejes de ir a uno de sus bares en los que podrás no solo deleitarte escuchando el característico sonido de las gaitas escocesas, sino bailando su baile regional: el ceilidh.

Patio de la Universidad de Glasgow en West End. Marta Clemente

En cuanto a lugares de visita obligatoria, sin duda, no puedes dejar de hacer una visita a la Universidad de Glasgow, situada en el distrito de West End. Si el primer pensamiento que cruza tu mente no es… “¡Hogwarts!”, estaría bastante sorprendida.

Además de visitar sus universidades, otro de los monumentos más concurridos y característicos de Glasgow es la Necrópolis. Si, como lo oyes. Te animo a que te pierdas en ella hasta llegar a la cima porque además te ofrecerá una de las mejores vistas de la ciudad.

Necrópolis de Glasgow. Marta Clemente

Si quieres hacer un viaje al corazón de Escocia, mi recomendación es que hagas un tour y visites algunos de los lugares más emblemáticos de esta tierra. El más habitual suele ser la visita a las Highlands (Tierras Altas) y al archiconocido lago Ness e Inverness. Eso sí, recuerda que el lago Ness es conocido por las múltiples leyendas en torno a él, no por ser un lago particularmente bonito. Aun así los paisajes y lagos que contemplaras son dignos del paseo, así como la parada en las Three Sisters: tres montañas con una espectacular orografía.

¿Y quién sabe? A lo mejor eres uno de los pocos afortunados en encontrar a Nessie nadando en sus aguas.

El Lago Ness en Inverness. Marta Clemente

En mi caso, la empresa con la que realice dicho tour es Discover Scotland Tours. Se trata de un tour que, por las distancias a recorrer, te ocupará prácticamente todo el día. En él se realizan numerosas paradas para contemplar y fotografiar los diferentes lugares.

Además, el guía no deja de contar curiosidades históricas y leyendas acerca de todo cuanto se va viendo en el recorrido. Y no pierdas detalle del trayecto, porque es posible que en el camino te topes con las vacas de las Highlands, autóctonas de esta región de Escocia.

Edimburgo

Edimburgo es la capital de Escocia y si tuviera que describirla de algún modo sería como “ciudad de cuento”. Todo en ella la convierten en un auténtico deleite para la vista, sobre todo su casco histórico (old town).

Calles del Casco histórico de Edimburgo. Marta Clemente

Sin duda, pasear por su casco histórico es como viajar al pasado… Todas sus calles están llenas de historia, razón por la cual os recomiendo que realicéis un tour gratuito en el que os contarán lo más característico de la ciudad, así como alguna que otra curiosidad como cuál es el sorprendente animal nacional de Escocia o la historia del perro más famoso de Edimburgo. Una pista, se llama Greyfriars Bobby.

En mi caso lo realice con Free Tour, una empresa en la que, al final de la visita, pagas lo que consideres conveniente en función a cómo lo haya hecho tu guía. Si te preocupa el tema del idioma no te preocupes porque a la hora de reservarlo eso lo puedes elegir.

Esta empresa cuenta con una amplia oferta de tours, e incluso uno centrado exclusivamente en la actividad paranormal de la ciudad, que según lo comentado por nuestro guía, no es poca. De hecho, tal es la creencia de los escoceses en lo paranormal, que la de Escocia fue una de las primeras universidades en introducir estudios en Parapsicología.

Entrada al cementerio de Edimburgo. Marta Clemente

Si sois fans de Harry Potter esta ciudad os hará las delicias, ya que podréis sumergiros en la atmósfera que inspiró a J.K Rowling para la creación de su famosa saga literaria.

Desde la cafetería dónde la autora comenzó a escribir los primeros capítulos de su libro, hasta el cementerio en cuyas tumbas se inspiró para dar nombre a varios de sus personajes. Te reto a encontrar en él nombres como Tom Riddle o McGonagall, entre muchos otros. También se cuenta que la autora paseaba por este cementerio en busca de inspiración y que fue un antiguo internado, situado junto al mismo, el que  inspiró la creación del famoso colegio.

Cabe mencionar que en Reino Unido los cementerios no se perciben de igual modo que en España. Mientras que aquí preferimos tenerlos lejos, allí sus habitantes conviven con ellos en perfecta armonía, siendo a menudo utilizados como parques o zonas de reclamo turístico.

Casco histórico de Edimburgo. Marta Clemente

Una de las últimas paradas en la ciudad tiene que ser el turístico castillo de Edimburgo, erigido sobre una roca de origen volcánico. Además, si eres de los afortunados en estar allí a la 1 podrás presenciar los cañonazos del “cañón de las 13 horas”.

No puedes marcharte de Edimburgo sin visitar el Museo Nacional de Escocia, dedicado a la historia, geología, fauna y flora de Escocia y el mundo. Sin duda, lo que más te sorprenderá encontrar es a la famosa oveja Dolly, el primer animal del mundo clonado con éxito.

Para saber más

Si eres de los que les gusta viajar habiendo hecho los deberes desde casa o si, por el contrario, tu viaje a Escocia te ha despertado la curiosidad, te voy a recomendar un par de obras audiovisuales, aunque hay muchas más, que puedes ver para profundizar en la rica y vasta historia escocesa, que déjame decirte es mucha.

Por un lado, Braveheart, película protagonizada por Mel Gibson y que relata la vida de William Wallace, un héroe nacional escocés que participó en la Primera Guerra de Independencia de Escocia.

Y por otro, la serie Outlander (Starz), que cuenta actualmente con cuatro temporadas y que, bajo la premisa de un romance, muestra los levantamientos jacobitas ocurridos a partir del año 1740.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.